“El principal desafío no es tecnológico sino de gestión”

Septiembre 30, 2010 | publicado por CEJ en Noticias del CEJ

 

Los desafíos que plantea la implementación de las TIC’s en el sistema judicial incluyen mejorar la capacidad de respuesta ante una demanda creciente y cada vez más diversa, cambiar la lógica del expediente escrito y reorganizar los despachos judiciales, según el ingeniero Adrian Medrano, del CEJA. También será necesario fomentar la creación de sistemas efectivos de comunicación con usuarios de justicia y la ciudadanía en general, para fortalecerse.

En ese sentido, el juez Alberto Martínez también hizo alusión a la gestión interinstitucional del sistema de justicia, que será facilitado a través de Internet. “Tanto la Fiscalía como el Ministerio de Justicia y Trabajo tienen buena disposición para firmar acuerdos estratégicos en cuando a la digitalización de la justicia”, dice. Pero hace una salvedad: primeramente, habrá que simplificar la gestión judicial en los juzgados, con pasos sencillos, de manera a no digitalizar la burocracia. En este proyecto está trabajando el Juez Alberto Martínez, en el marco del proyecto de mejoramiento de la justicia civil, que cuenta con el apoyo técnico del Centro de Estudios Judiciales (CEJ), CIRD y  USAID.

El proyecto consiste en avanzar en la digitalización de los procesos partiendo de experiencias piloto en determinados juzgados, para tipos de juicios no controvertidos, para avanzar luego en casos más complejos.

La implementación de las TICs juega un rol relevante en la ejecución de los procesos, incluyendo los judiciales, permitiendo integrar de manera rápida y eficaz a las áreas e instituciones responsables de los mismos. “La tecnología de la información no debe ser entendida simplemente como una tendencia o moda que avanza también en el ámbito judicial. El sistema judicial, por su complejidad, requiere integrar a todas las estancias intervinientes en la justicia, y es ahí donde las tecnologías de la información pasan a tener sentido”, dijo Adrian Medrano, coordinador del Área de gestión e información del Centro de Estudios de las Américas (CEJA).

Por otra parte, las tecnologías de la Información (TIC’s) también hacen posible prestar servicio a sectores de la población tradicionalmente excluidos, como inmigrantes, discapacitados, por lo que se convierte en un instrumento invaluable a la hora de pensar en políticas públicas de inclusión al sistema de justicia.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 Both comments and pings are currently closed.

no
Menu Title